8 mar. 2013

Visores personales 2D y 3D. Especial HMZ-T1 y T2, cómo funcionan, puesta en marcha y configuración. Aprende todo lo necesario sobre estos nuevos sistemas multimedia. Actualizado con valores de calibración básicos.

El Osito de Harrods con un HMZ-T1 montado. Extraído de una imagen de su campaña publicitaria
El imparable progreso de los sistemas multimedia aplicados al hogar, ha conllevado la proliferación de un "nuevo" sistema de audio y vídeo que ha traído una nueva frontera del entretenimiento, destinada a un público que siempre quiere más y siempre quiere lo mejor.

A medio camino entre "cascos de realidad virtual" y visores personales, unos pocos dispositivos, algunos incluso de marcas muy conocidas, se expanden por el mercado prometiendo nuevas sensaciones de entretenimiento, donde la inmersión en el contenido es tan importante como las más altas prestaciones en imagen y sonido. Ahora la imagen "sale" del hasta ahora "reducido" tamaño en pulgadas de nuestros televisores o aparatos de proyección para posicionarse directamente frente a nuestros ojos, ocupando ángulos de vision imposibles o "tamaños" de pantalla descomunales que hasta ahora se alejaban de los sistemas domésticos.

He actualizado el artículo a petición de varios usuarios con la inclusión de mis valores de configuración de imagen y sonido para este aparato, calibrados con AVS709 extraído de la magnífica web de referencia audiovisual mundial www.avsforum.com.

Modelo mostrando un HMZ-T2
Vamos a profundizar fundamentalmente en el Sony HMZ-T1 y su revisión T2, pues "comenzó" marcando una línea de trabajo en este mercado de consumo "especial", que finalmente ha terminado resultando un éxito de ventas aún incluso vendiéndose exclusivamente en centros Sony y bajo reserva. Después repasaremos comparativamente otras alternativas existentes en el mercado, como el Silicon Micro Display con su ST1080, el primero en esta gama de visualizadores con capacidad para alcanzar resoluciones de 1080p. Y, finalmente, nos prestaremos atención al futuro mirando por el Oculus Rift, que añade la posibilidad de interactuar con el entorno moviendo la cabeza para visualzar la escena del videojuego donde lo estemos utilizando.

¿Qué hacen?, ¿qué los diferencia?, ¿realmente son tan buenos?, ¿justifican la inversión realizada en ellos? analicemos el HMZ-T1 y T2 en detalle y comparemos con los otros productos para que cada uno pueda sacar sus propias conclusiones.

HMZ-T1 y T2 el visor personal según Sony:

Imagen promocional extraída de la Sony Store
La compañía nipona, presentó en el IFA 2011 por primera vez, su dispositivo con capacidad de visualización de contenidos 2D y 3D basado en la utilización de dos pantallas OLED de 0,7 pulgadas, que puestas frente a los ojos del usuario crean la sensación de estar ante una pantalla de cine de 22 metros de diagonal (750") a unos 20 metros de distancia.




La utilización de la tecnología OLED, confiere una calidad de imagen sólo reservada a equipos de gama alta, incluso superior al estándar del mercado actual. Como el panel OLED no requiere retroiluminación, los tonos negros son real y profundamente negros, incluso capaces de retar sin problemas a los plasmas más avanzados del momento. Deja patente al utilizar este visor personal de Sony, que OLED será la tecnología de facto que desbancará a todas las hasta ahora utilizadas, pues sorprende la calidad de los colores y la profundidad del contraste al que es capaz de llegar.
Imagen extráida de la Sony Store, mostrando la óptica de una de las pantallas OLED
Pero analicemos en profundidad su funcionamiento porque no todo, en un casco o visor personal de medios, consiste en convertirse en un paradigma en la representación de la imagen, hay muchos otros factores que pueden inclinar la balanza hacia el lado contrario del Marketing. Es muy importante en esta clase de dispositivos NO dejarse llevar simplemente por las características técnicas y saber mirar también otros factores que pueden hacernos cambiar de opinión y mucho, cuando se experimentan en profundidad.

 

 

HMZ-T1 y T2


HMZT1 imagen extraída de Sony Store.
El HMZ-T1 fue el primer dispositivo de la gama HMZ ("Helmet Z") que Sony lanzó al mercado de consumo mundial. Su propagación no fue la habitual en el mercado, en España y muchos otros países, sólo ha podido adquirirse bajo petición en las tiendas de Sony o, según acuerdos, en determinados centros comerciales que llegaran a un acuerdo con la multi-nacional nipona (como hizo Harrods por ejemplo). Además, para tratarse de un sistema de uso personal no convencional, su precio tampoco acompañaba a su compra, pues se encontraba valorado en 800€.

HMZ-T2 imagen extraída de Sony Store.
La versión T2 llegó a continuación del verano de 2012, con mucho menos anuncio o repercusión mediática, pero con unas pocas mejoras que la convertían en una revisión muy apetecible, pero aún más cara cifrando su previso de venta al público en 1.000€. El T2 mejoró aspectos como la ergonomía y el peso, añadió alguna característica nuevas (las analizamos más adelante) pero no superó en ciertos detalles técnicos a su antecesor por lo que se le confería más el carácter de una revisión que de una nueva versión que justificara su aumento de precio. Al margen de controversias, tanto HMZ-T1 como T2, han obtenido un buen nivel de ventas y están más extendidos de lo que a priori pudiera parecer.

CÓMO FUNCIONAN HMZ-T1 y T2:

LA CONEXIÓN:


Imagen de un HMZ-T2 y sus conexiones
Su funcionamiento es relativamente simple para el usuario: dispone de un aparato receptor de señal intermedio al que podemos llamar "splitter" (por su comportamiento que veremos más adelante), que se conecta mediante HDMI entre el emisor (cualquier consola o reproductor con salida HDMI) y el receptor (cualquier pantalla con entrada HDMI) y además, de otro conector propietario de Sony que une el HMZ-T1 al "splitter" que centraliza las conexiones de la fuente emisora y receptora. Llegados a este punto, te recomiendo si utilizar gafas, que te las pongas tranquilamente, pues hay espacio y "comodidad" de sobra en el T1 o el T2 para albergarlas sin problemas.

  • Así pues, conectamos la fuente de vídeo y audio (puede ser cualquier aparato con HDMI: consola, PC, reproductor Blu-Ray o DVD, Disco Duro multimedia etc...) al dispositivo intermediario y centralizador de señal al que hemos llamado Splitter en su entrada HDMI.
  • Después a ese mismo dispositivo intercomunicador donde conectamos la fuente de audio y vídeo, por su HDMI de salida, le conectamos al dispositio de audio y vídeo que prefiramos utilizar habitualmente para ver películas, televisión o juegos (a la pantalla de televisión, proyector o sistema de visualización que utilicemos principalmente.
Esquema de conexiones extraído del manual de instrucciones de Sony para HMZ

  •  Acto segudio, conectamos a la toma frontal del llamado "splitter" el propio HMZ-T1 o T2.
  •  A partir de ese momento, el "splitter" redireccionará la salida de la fuente de vídeo que tenga conectada en el HDMI de entrada al dispositivo de visualización que tenga igualmente conectecado al HDMI de salida.
  • Imagen extraída de Sony Store, muestra un T1 conectado al receptor
  • En el momento que el usuario del HMZ-T1 o T2 enciende su visor personal, la fuente de vídeo queda redireccionada  a él. Mientras, si hay otra persona en la habitación visualizando la pantalla que el "splitter" tiene conectada a su salida, puede cambiar la fuente de audio y vídeo, para ver otra cosa distinta de la que el usuario del T1 o T2 está viendo.
Así pues, el "splitter" funciona como el auténtico centralizador de las señales que podemos visualizar por el HMZ-T1 o T2, permitiendo separar los canales de visualización en función de los aparatos conectados al mismo, que como máximo puede ser uno (conectado a la segunda entrada HDMI de la que dispone dicho "splitter"). Es decir, mientras un usuario está utilizando el visor personal, otro puede ver la televisión (si esta  está conectada al "splitter"). Si el usuario del HMZ-T1 o T2 decide apagarlo, se transfiere directamente la imagen del emisor al receptor (a la televisión u otro aparato que esté conectado al "splitter"), de manera que el citado intermediario entre la pantalla de visualización y el HMZ-T1 o T2 hace de "passthrough" (pasarela) para mostrar las imágenes en nuestra pantalla de uso habitual.

LOS AJUSTES ERGONÓMICOS:


Imagen de colocación correcta. Extraído del foro elOtroLado.net, ilustra perfectamente la colocación en recto del aparato a lo largo de la cabeza.
Una vez conectados todos los los aparatos, simplemente queda ponerlo en marcha y ajustarlo adecuadamente a nuestra cabeza (a nivel ergonómico):

HMZ-T1 al ser la primera "entrega" y por tanto, la más antigua, también tiene una colocación más "compleja" que la del T2.  la colocación inicial es compleja, después es prácticamente como "ponerse una gorra":

  • Primero es necesario que posicionemos la banda trasera de sujección en la base de nuestra cabeza, después colocamos las dos pantallas frente a nuestros ojos. 
  • A continuación, apretamos la zona que porta las pantallas hacia nuestra frente hasta hacer tope con el acolchado de reposo frontal. En este paso, es muy importante ser delicados para no dañar los puntos de sujección del aparato, lo suyo es apretarlo prácticamente hasta el máximo que permiten las bandas laterales. Es muy importante que no toque la nariz la parte frontal, pues eso significaría que no lo tenemos ajustado "en recto" desde nuestros ojos a la punta del visor frontal. Debes "imaginar" que el aparato está conectado en línea y que se prolonga de esa manera desde tus oídos, pasando por tus ojos hasta llegar a la terminación frontal de su punta, todo debe quedar recto (no inclinado hacia abajo o hacia arriba). 
  • Por último en el HMZ-T1 extiende los auriculares para ajustarlos cómodamente a tus orejas.
En el HMZ-T2, la colocación es muy similar pero incluso más sencilla, pues es bastante más ligero que el T1. Es decir, el esquema de colocación es como el que he expuesto para el T1 pero contando además con mejoras a nivel de peso, y mejoras en cuanto al soporte frontal para frente que ejerce menor presión que en el T1 debido a que la reparte en un espacio más ancho.

LOS AJUSTES DE VISUALIZACIÓN:


Tan importante como una correcta colocación del visor, será después su configuración visual básica, pues dependiendo de la misma, se puede llegar a "arruinar" toda la experiencia, este apartado sirve tanto para T1 como para T2, aunque en este último haremos una indicación en aquellos aspectos donde ha mejorado a su antecesor:

  • Una vez que quede fijo en la cabeza sin inclinaciones o movimientos que nos indiquen una incorrecta fijación, procedemos a encenderlo.
  •  Se nos presenta un apartado de configuración que siempre aparecerá cada vez que nos pongamos el aparato. Este apartado de configuración se hace largo las primeras veces, para pasar a ser algo rápido el resto:
    •  Debes, en primer lugar, visualizar la pantalla de bienvenida donde se te presentará un texto grande con la palabra "WELCOME". 
    • En este punto, debes procurar mover la pantalla de tal forma que las letras no presenten artefactos visuales a sus lados, que queden claramente nítidas: normalmente eso depende de mover el caso hacia arriba y abajo hasta encontrar el punto donde no se visualizan artefactos al rededor de las letras. 
    • Después, el paso más importante, es ajustar los tensores ópticos hacia dentro y hacia fuera hasta que la imagen quede perfectamente nítida frente a nuestros ojos. Debemos mover los tensores, buscando centrar las lentes en nuestros ojos. Aquí es necesaria mucha paciencia la primera vez, si encontramos que es imposible el ajuste, debemos volver a probar a colocarnos el casco desde el principio y luego repetir esta pantalla de configuración. En el T1, los tensores ópticos se encuentran interconectados, es decir, si mueves el de la izquierda, se mueve el de la derecha. Esto hace muy tedioso el ajuste la primera vez o cada vez que otro usuario utilice el caso y necesite ajustar una distancia entre pupilas distinta a la nuestra. En el T2 este apartado es una maravilla, pues se han independizado los tensores ópticos por cada lente, de manera que puedes mover independientemente el tensor para la pantalla izquierda del tensor de la pantalla derecha. Esto confiere una puesta en marcha y comodida mucho más eficiente en el T2 que en el T1.
 
    •   Una vez dominemos la pantalla de bienvenida, procedemos a la pantalla de alineación estereoscópica (3D). En cada pantalla se mostrará una parte de una imagen 3D, compuesta en la izquierda por una línea horizontal y en la derecha, por tres segmentos que interseccionan con la línea horizontal. El resultado para el espectador será ver una línea recta cortada por 3 líneas verticales pequeñas. En este punto, si vemos que la línea recta "cae" excesivamente arriba o abajo (se inclina), significa que tenemos el casco inclinado lateralmente a izquierda o derecha. Salvo defecto de fabricación importante o desajuste por mal uso, debería quedar en el centro la línea recta horizontal cortada por las tres verticales como mínimo en algún punto.
    • Acto seguido accederás al contenido que quieras visualizar (un juego o una película). Es bueno aquí aproevchar para ver si los bordes de las pantallas te aparecen difuminados o borrosos. Si te aparecen borrosos, prueba a mover ligeramente de izquierda a derecha el casco hasta que más o menos queden claros. Recuerda que al tener un ángulo de visón de 45º, no tienen porqué quedar perfectos. Con el tiempo, dominarás ese ajuste para visualizar los contenidos perfectamente.

LA VISUALIZACIÓN DE CONTENIDOS, PRIMERAS SENSACIONES, LO POSITIVO:


Imagen de Sony Store mostrando el ángulo de vision
Lo importante, las sensaciones, las imágenes, el sonido. Lo primero que te llama la atención es el tamaño de la pantalla que estás visualizando, si bien, psicológicamente es imposible olvidar que lo estás haciendo a través de unas lentes y dentro de un caso, cumple bien con la idea de estar sentado en el centro la última fila de un cine mirando a una pantalla de proyección de unos 22 metros.

Lo siguiente que te sorprende tanto en el T1 como en el T2 son las excelencias de la tecnología OLED. La nitidez con la que se visualizan los 720p a través de la óptica de Sony te hacen olvidar los 1080p. El "down-scale" o infra-escalado de cualquier BLU-RAY o juego de resoluciones superiores a la HD READY es sobresaliente. Visualmente es imposible no quedar sorprendido de que Sony haya conseguido algo así con dos minúsculas pantallas de 0,7 mm.

El color negro es negro (o al menos el gris más oscuro que he podido ver en pantallas de cristal líquido o proyectores en mi vida), el contraste es casi perfecto, sin exageraciones o amplificaciones innecesariar y el color está perfectamente ajustado para que disfrutemos de películas o vídeojuegos con resultados de muy alta calidad.

Otra imagen de Sony Store mostrando el ángulo de visión estilo cinematográfico
Sorprende también cómo la respuesta del OLED (0,1) es instantánea, esto se hace radicalmente importante en los juegos, donde un movimiento en el mando se manifiesta en pantalla sin retardo perceptible.

Si lo conectas a una PS3, ésta capta al T1 o al T2 como si fueran pantallas 1080p y les asigna un tamaño de pantalla para el 3D de 72", aunque luego en las mejoras y optimizaciones os cuento algunos interesantes ajustes que se pueden hacer.

Imagen del vídeo promocional de Sony
Todo esto es cuando has estado viendo contenido 2D, pero cuando comienzas a visualizar 3D es cuando descubres el máximo potencial del aparato. Ver películas IMAX (como la del Gran Cañón por ejemplo) te deja absolutamente sorprendido porque, percibes perfectamente el efecto estereoscópido pero además, sin notar ningún tipo de cansancio o molestia visual pues las dos pantallas, una para cada ojo, se encargan de montar ante nosotros las escenas con la naturalidad con la que las captamos al mirar. Es decir, cuando utilizas gafas 3D en el cine, tu cerebro tiene que hacer el esfuerzo de unir las dos imágenes que los ojos están recibiendo y, a veces, esto produce fatiga y otros defectos molestos de la visualización 3D convencional. Con el HMZ-T1 y el T2, al transmitirse la imagen a cada ojo por separado, el cerebro "las monta" con la naturalidad habitual, de la manera más natural, usando los dos ojos por separado, con lo que la comodidad visual es total.

Imagen comercial de Sony que acompaña a la caja del T1.
Las películas 2D igualmente, te transmiten la sensación de estar en un cine más o menos grande, disfrutando de la alta calidad de la imagen que visualizamos.

En los juegos, la inmersión es mucho más alta que cuando juegas con tu monitor o televisión. Tienes ante tí una pantalla que percibes como "inmensa", en la que debes mover el ojo para visualizar la escena al completo (como en el cine). El ángulo de visión de 45º, sumado a la proximidad de la pantalla y la eliminación de las distracciones del "entorno exterior", hacen que jugar a cualquier juego suponga, al menos inicialmente, una experiencia formidable. Por ejemplo, en juegos como Assassins Creed, puedes sentir el vacío cuando Altair o Ezio se lanzan en el "Salto de Fé" o, cierta "impresión" jugando a Mirror's Edge cuando saltas entre los edificios. Los juegos 3D, al igual que sucedía en las películas, se visualizan con total naturalidad, gracias al uso de ambas pantallas y el excelente tiempo de respuesta que proporcionan.

Imagen extraída de Sony Store para el sonido Sorround en T1 y T2.
El sonido, en el T1 se realiza a través de unos cascos integrados en el propio casco. Aunque los cascos apartentan baja calidad, de nuevo el aparato sorprende por los algoritmos de mejora del sonido que utiliza, con unos bajos que desde luego no esperas en cascos de estas prestaciones, lo cual se agradece al ver películas. Eso sí, el sonido, no está ni mucho menos a la par que la excelencia conseguida en la visualización con las pantallas OLED. En el caso del T2, puedes utilizar unos cascos que acompañan de serie al visor personal o tus cascos preferidos. Esto último que parece tener poca importancia, se hace magnífico si posees de unos buenos auriculares con los que complementar el conjunto, es una mejora que incorpora el T2 que los usuarios de T1 demandaban insistentemente.

LOS INCONVENIENTES, LO NEGATIVO:


Imagen irónica de AVSForum al respecto del peso
Tanta maginificencia se ve empañada con el paso de las horas al frente (y nunca mejor dicho) del casco. Sobre todo en el T1, pero mejorado en el T2, al pasar al menos una hora utilizándolos (y algunos usuarios incluso menos), se hace excesivamente molesta la sujección frontal acolchada. Comienzas a notar en la frente cómo "aprieta", pues los visores personales de Sony, basa su sujección en la cabeza fundamentalmente en dos zonas: la base de la cabeza (donde se sujeta la banda inferior) y la frente (donde se cuentra el aolchado frontal que hace de sujección). En el T1 se acentúa espcialmente el problema, debido a que la unidad frontal tiene un mayor peso, en el T2 queda bastante mitigado gracias a las mejoras ergonómicas y, claramente, al peso. Hay otros detalles que pueden dañar la experiencia, tengamos en cuenta que al final se trara de un casco con dos "ventanas" por las que mirar. Al final, se puede producir cierto efecto túnel inicialmente, pues no es mirar directamente a una pantalla real de 22 metros sino mirar a una plausible pantalla de 22 metros a través de unos "cristales"  que conforman la lente y que se encuentran enmarcados. Es decir, inicialmente es chocante la percepción de los marcos que rodean la imagen y el hecho de que al estar en dos pantallas, puedes percibir especialemente su separación. Si la colocación y ajuste es incorrecto, incluso puedes llegar a sentir cierta similitud al mirar por ella con visualizar a través de prismáticos o del objetivo de una cámara. En cuanlquier caso, estas sensaciones desaparecen al momento de empezar a concentrarte en la acción y pasan desapercibidas, pero hay que hacerlas notar a los posibles compradores para que nadie se lleve a engaño, pues el marketing es muy podersoso y sabe bien como embelesar a los amantes de la tecnología.
Imagen de AVSFrorum, con una modificación para soportar mejor el peso frontal.

Otro factor de los que puede llegar a resultar molestos para algunos usuarios es la notoriedad de la parrila de píxeles que conforman la imagen. En el T2 se ha mejorado considerablemente con respecto al T1, la visualización de los píxeles, especialmente en zonas brillantes. De igual manera que sucede con el efecto túnel anteriormente comentado, al rato, en cuanto te centras en la acción y dejas de buscar píxeles, te olvidas por completo del problema.

Imagen de un usuario de AVSFroum, capturada de un T1.
La utilización de paneles OLED de 720p como máximo, deja a los sibaritas del FULL HD con dudas. De todas formas, si bien es cierto que por el precio que cuesta el aparato, bien merecería alcanzar los 1080p, también hay que ser justos y admitir que la calidad de imagen que ofrece, te hace olvidar por completo esta carencia y la deja relegada por las bondades tenológicas de la óptica utilizada.

En el T1, el uso de auriculares integrados, puede molestar a aquellos que disponen de buenos equipos en su casa. Aunque cumplen sobradamente los utilizados en el T1, y poseen poderosos efectos surround, no llegan a redondear el conjunto en cuanto a sub-bajos se refiere (cumpliendo bien en bajos, pero no llegando a obedecer en las bajas frecuencias como unos buenos auriculares con subwoofer de respuesta a 4Khz). Aunque, aquí sí se puede decir que es un aspecto más sibarita que real, pues en líneas generales como ya hemos dicho, consiguen un buen efecto surround, un tanto anti-natural en modo cine, pero aún así logrado. De los modos de sonido, cabe destacar especialmente el orientado a juegos, porque sí logra un posicionamiento excelente de los sonidos, tu cerebro llega a percibirlos con bastante proximidad a su colocación. Claramente en todo este aspecto el T2 supera al T1, ya que podemos utilizar auriculares propios, pudiendo desmontar con facilidad los que el propio aparato trae por defecto.

Imagen extraída de rotulowcost.wordpress
El último punto negativo se encuentra en el precio, pues ya era caro el T1 que llegó a costar 800€, pero en el T2 se alcanzan los 1.000€ en total. Dada la situación actual de mercado, claramente se relegan estos magníficos "gadgets" de Sony a prácticamente capricho. Pues debemos tener en cuenta, que aún no son capaces de sustituir a la pantalla principal que utilicemos habitualmente. Su ergonomía, aunque mejorada en el T2, sigue presentando un handicap a tener en cuenta para un uso prolongado, aún muchos ususarios de T1 y T2 se preguntan porqué no utilizaron también un soporte de cabeza superior, que permitiera reposar el peso del aparato no tanto en la frente. Está claro que el punto fuerte y lo que encarece el producto para alcanzar esos precios es el uso del OLED y su magnífica óptica a la hora de ejecutar tanto contenidos 2D como 3D.

MODIFICACIONES PARA INCREMENTAR LA COMODIDAD


Hoy día, podéis navegar por google viendo cientos de modificaciones que la comunidad de usuarios ha realizado en los HMZ-T1 y T2 que Sony diseñó inicialmente, hay desde gente que lo ha integrado en cascos de baseball hasta personas que lo han demostado por completo para volverlo a construir sobre uns gafas de esquiar, eliminando gran parte del peso y de las piezas sobrantes del original.

Desde luego, no es necesario ir tan lejos para mejorar la ergonomía, simplemente con las tiras de sujección del mando MOVE de PS3 o que Wii Mote de Nintendo se puede llegar a mejorar sustancialmente la comodidad para un uso prolongado.

Os dejo aquí unas imágenes con una pequeña explicación para poderlos realizar en casa sin dañar el aparato ni perder la garantía (sobre todo centradas en el T1 que es el que más problemas presenta en este aspecto):

Imagen de Any.moonbase.net
En el excelente blog de Andy, "Andy Moon base", se nos ilustra cómo podemos utilizar el cordón de sujección de un mando de WII Mote, para unir al elemento de sujección frontal del HMZ-T1, la correa de sujección trasera. Se puede hacer exactamente igual con el mismo elemento del mando MOVE de PS3. Lo que se consigue finalmente es, sin perder la garantçia por abrir el aparato o realizar operaciones costosas, repartir el peso del producto a lo largo de toda la cabeza, de manera que no quede centrado exclusivamente en el elemento de apoyo para frente. Garantizadas horas de uso, sólo con realizar este cambio. Por supuesto, sed delicados porque un exceso de tensión en cualquier punto podría anularos la garantía, si es que una pieza móvil se rompe.


Imagen de un sencillo mod de AVSForum
 También, es posible realizar una modificación sencilla, comprando una cinta que pueda conectar el extremo de la sujección para cabeza con el apoyo para frente. En tiendas como Decathlon venden linternas para cabeza, de las cuales podemos aprovechar el soporte superior para utilizarlo en el HMZ-T1. Eso sí, habrá que cortar la citada cinta de la linterna que compremos para podérsela poner al T1. Al igual que la utilización del cordón de un mando de WII Mote o de PS3 MOVE, facilitará su uso prolongado. De nuevo, sed delicados al ponerla y comprobad que no haya tensión excesiva en ningún punto, para no perder la garantía por la rotura de alguna pieza móvil.

 CONFIGURACIÓN Y CALIBRACIÓN:


Recomiendo encarecidamente a los usuarios que ya lo posean, que realicen los pasos que comenté en esta guía para la calibración básica de dispositivos de visualización para ver películas y a los que lo utilicen con consola, que no duden en realizar los pasos comentados en esta guía guía de configuración para consolas y equipos multimedia, para poder sacar lo mejor de estos estupendos visores personales de Sony.

El apartado que a continuación propongo es altamente técnico, destinado a los más sibaritas en la calidad del audio y vídeo con su T1 o T2. No es ni mucho menos necesario pues de fábrica viene bien calibrado, no obstante, siempre hay un espacio en un buen análisis para los lectores más curiosos.

Cada aparato puede tener una calibración distinta porque, aunque el proceso de fabricación es el mismo, los resultados en cada panel pueden variar. Como es Sony la que fabrica los paneles de los T1 y T2, se puede llegar a conseguir que más o menos, salvo escasas variaciones, los parámetros de unos puedan servir en otros. Por ello, tened muy en cuenta, que en la calibración, incluso en la más básica, al igual que sucede con los televisores o cualquier pantalla en general, de un modelo a otro, los parámetros que voy a comentar pueden producir resultados distintos. De cualquier forma, no deberían alejarse demasiado de unos a otros, con lo que al final, se trata de probar hasta dar con la configuración que más nos guste.

Configuración inicial y recomendaciones para aprovechar los ajustes de calibración:


  • Si estás usando un reproductor de DVD, blu-ray, reproductor multimedia, PC o consola, es fundamental que configures la salida de vídeo por el HDMI para que proporcione la señal en YCBCR cuando quieras ver películas y en RGB si lo que vas a hacer es jugar con la consola o PC. Sigue las indicaciones que hicimos en esta guía y en esta otra guía. De otra manera, no le sacarás partido a la visualización con un mínimo de calidad aceptable.

  • La calibración a través del disco AVS709 de la web de referencia audiovisual AVSForum.com, o cualquier otro disco de calibración que decidas emplear siempre que desees utilizar el T1 o T2 para ver películas, exige que la señal de salida sea YCBCR. Vigilad si el reproductor que utilicéis, maneja también en sus tipos de reproducción un modo "cine". Por ejemplo, en mi BLU-RAY Samsung, no conseguí realizar una calibración correcta hasta que lo configuré en las opciones para YCBCR y modo "cine", pues "cortaba" (clipping) la mayor parte de las tonalidades de por encima de 235 (los súper-blancos) y no me permitía calibrar adecuadamente los negros por debajo del negro. Por ello matizo esta parte que, a mucha gente le suele dar problemas y le impide completar adecuadamente los ajustes básicos de calibración.

  • Si la señal de salida es RGB, lo cual es recomendable para juegos, el T1 y T2 se adaptan automáticamente al tipo de rango RGB con el que tienen que trabajar. Lo hacen cuando encendemos las consolas o los PCs, si desconectáis o tratáis de conectar en caliente el T1 o T2 y realizáis cambios en el rango RGB, no será capaz de reconocerlos hasta que lo reiniciéis. Se adapta a señales de rango completo (0-255) o limitado (16-235).

 Los valores con los que trabajo, son fruto de una calibración básica realizada con el disco de calibración AVS709, siguiendo los pasos que comenté aquí. No han sido realizados con ningún tipo de sonda de calibración o hardware especial a tal efecto. Pueden coincidir o no coincidir con lo mejor para tu aparato, lo mejor es que siguiendo las recomendaciones explicadas anteriormente, experimentes tú mismo y lo pruebes.

MODO CINE: Recomiendo este modo para ver películas, viene bien configurado por defecto y no es necesario realizar muchas modificaciones. Sin la "remasterización de contraste" en Bajo, es muy difícil captar los niveles de negro adecuado, pues cuando bajas el brillo a 45, no percibes el valor anterior al negro puro. En mi caso, valiéndome de un brillo 48 y una "remasterización" en "Bajo", pude obtener todos los valores de negro necesarios. Además, con la configuración anterior y el contraste en 60, se perciben todos los niveles de blancos desde el 16 al súper blanco 255 (si todos los aparatos implicados se encuentran configurados adecuadamente). Me gusta, por su realismo cromático, utilizar también este modo para jugar con consolas o PCs, aunque esto es una elección personal de cada uno:

    • Contraste: 60
    • Brillo: 48
    • Temperatura de color: CALIDO 2
    • Nitidez: 0 ó -2
    • Reducción Ruido Fotograma: NO
    • Reducción Ruido Bloque: NO
    • Reducción Ruido Mosquito: NO
    • Conversión Cine: Auto
    • Negro Claro: desactivado
    • Remasterización de Contraste: Bajo 

 MODO ESTÁNDAR Y PERSONAL: Este modo, el básico, es multi-propósito. No suelo utilizarlo casi nunca (casi siempre trabajo en modo cine), pero me permite experimentar con una temperatura de color menor o muy alejada del D65. Con la configuración expuesta abajo, logro visualizar todos los niveles de negros y de blancos (éstos hasta el 255).
    • Contraste: 72
    • Brillo: 48
    • Temperatura de color: CALIDO 2
    • Nitidez: 0 ó -2
    • Reducción Ruido Fotograma: Bajo
    • Reducción Ruido Bloque: NO
    • Reducción Ruido Mosquito: Medio
    • Conversión Cine: Auto
    • Negro Claro: desactivado
    • Remasterización de Contraste: Medio 

MODO VIVO O JUEGO: Este modo está pensado para jugar. Si bien es cierto que algunos usuarios disfrutan del modo cine incluso para juegos, con este modo vivo podemos potenciar ciertos valores que tienen muy buena acogida en el mundo de los videojuegos. Mejoras en el contraste y la nitidez que "arruinarían" el correcto visionado de una película, pueden ser del agrado de los jugadores. Para jugar, recomiendo utilzar la resolución de la fuente que manejemos (sea consola o sea un PC) a 720p, porque aunque hace un correcto "bajo-escalado" el propio HMZ, siempre es mucho mejor emitir en su señal nativa, de tal manera que no tenga que interpretar ningún dato. No os hará pensar en los 1080p cuando lo tengáis puesto a 720p, su nitidez y contraste lo hacen excelente incluso aunque no alcance el FULL HD.

    • Contraste: 90
    • Brillo: 48
    • Temperatura de color: NEUTRO
    • Nitidez: +3
    • Reducción Ruido Fotograma: Medio
    • Reducción Ruido Bloque: NO
    • Reducción Ruido Mosquito:Bajo
    • Conversión Cine: Auto
    • Negro Claro: -4
    • Remasterización de Contraste: Medio

SONIDO: Para ver películas utilizo el sonido modo "película", pero claro está que la decisión es muy personal. Los mejores efectos se consiguen con el modo "juego", pues es el que mejor posicionamiento ofrece. El modo "música", limpia de filtros y efectos el sonido, ideal para música pero no necesariamente para jugar o ver películas.

    • Graves: +2
    • Agudos: 0
    • Permite volúmenes máximos, incluso superando 25 sin distorsionar en los bajos o agudos.

Un último consejo para aplicaciones 3D:

Por último, una mejora para la profundidad en las imágenes 3D, es poner en la PS3 o XBOX360 para el "tamaño de la pantalla" 3D, así como  en cualquier BLURAY en su zona de configuración 3D,  el tamaño de pantalla a 10" ó 12". Esto aumentará la convergencia considerablemtne y os sorprenderá la profundidad que pueden llegar a alcanzar estos aparatos. No olvidéis realizar este ajuste, pues todos los sistemas con visualización 3D disponen de un apartado a tal efecto.

Cómo es la última entrega de los HMZ, el SONY HMZ-T3W:

Aquí tienes una review completa y detallada sobre el HMZ-T3W de SONY: HMT-T3W la pantalla subjetiva de SONY.


Alternativas en el mercado actual:

LTERNATIVAS, OTROS DISPOSITIVOS EN EL MERCADO DE LOS VISORES PERSONALES QUE PUEDEN INTERESARTE:
Entre las mejores alternativas a los aparatos de Sony tenemos:


ST 1080 de Silicon Micro Display
El Silicon Micro Display ST1080. Este visor personal no utiliza pantallas OLED como las de SONY pero ofrece una verdadera resolución 1080p. Es menos pesado y a priori podría decirse que bastante menos pesado, lo cual le confiere un mayot tiempo de uso. Al igual que el HMZ-T1 y T2, permite la visualización de contenido 2D y 3D y cuenta también com una unidad receptora.

Cinemizer de Carl Zeiss
La compañía Carl Zeiss también dispone de un visor persona que resulta cómodo y de ligero peso incluso frente al ST1080. El gran handicap con el que cuenta es la resolución, que como máximo está en 870x500. No obstante, al igual que los visores de Sony, el cinemizer utiliza pantallas OLED, lo cual le confiere un interesante puesto en la competición del mercado de visores personales.

Oculus Rift de Oculus Team
Una de las apuestas más interesantes, pues añade interacción con el entorno moviendo la cabeza, es el proyecto kickstarter, Oculus Rift. Le dediqué una entrada de la que puedes sacar más información en este mismo blog. Juega en otra liga con respecto a los visores personales, pues fundamentalmente está pensado para jugar más que para ver películas. Su grado de inmersión es mucho mayor que el de cualquier otro dispositivo gracias a cómo las pantallas han sido diseñadas y al impresionante ángulo de visión de hasta 110º, que literalmente te mete en la escena. Al estar dotado de giroscopios y acelerómetros, cuando movamos la cabeza, el "mundo virtual" en el que nos encontremos no tendrá límites, pues con el ángulo de visión de 110º y la libertad de mirar a cualquier parte, la sensación que transmite en juegos en primera persona, lo colocan en un aparato a tener muy en cuenta por miles de jugadores de todo el mundo.


Bueno, como siempre, si os surgen dudas con cualquier sistema aquí explicado y mostrado, sólo tenéis que comentar.


Escrito por Miguel García Sánchez - Colomer

Dispuesto a ayudarte con tu Blog en todo lo posible, Diarios de la nube es mi medio para llegar hasta ti. El conocimiento es universal, es del mundo, es de todos, esta es mi parte y la comparto contigo.

8comentarios:

  1. en cuanto los estan cotizando porque e mirado en varios lugares que son de muy buena calidad

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Están bien, en segunda mano tienes los HTMZ-T1 entre 400 y 450€ dependiendo del estado. Los T2 son mucho más caros, puedes encontrarlo en 600€.

      Nuevo un HMZ-T1 costaba 800€ ahora mismo están "descontinuados". Los T2 cuestan nuevos 1.000€.

      Un saludo!

      Eliminar
  2. brother si compro 2 HTMZ-T2 PUEDO CONECTAR EL SEGUNDO EN LA SALIDA HDMI DEL PRIMERO Y VER EN PAREJA UN VIDEO JUEGO O PELÍCULA LO HAS PROBADO?

    ResponderEliminar
  3. No lo he probado... pero no lo veo claro. Si tuvieran dos entradas para ello...

    ResponderEliminar
  4. NO SE PUEDE CONECTAR YA QUE PRIMERO SOLO HACE PASTROUGHT DE SEÑAL CUANDO LA OPCION ESTA ACTIVADA DESDE EL VISOR Y CUANDO EL VISOR SE APAGA Y SEGUNDO, EL CABLE QUE CONECTA LA UNIDAD CON EL VISOR ES EXCLUSIVO, NO USA UN HDMI, POR LO QUE NO CREO QUE SEA POSIBLE LA CONECCION DE UN SEGUNDO VISOR QUE FUNCIONE PARALELAMENTE.

    SALUDOS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. se puede utilizando un splitter pero tiene que ser con coneccion hdmi 1.4a

      Eliminar

 

© 2015 Por: Miguel García Sánchez - Colomer en Diarios de la nube Todos los derechos reservados.