23 nov. 2014

Todo lo necesario para analizar y adaptar tu web a varios idiomas. ¿Necesito traducir mi web?, ¿Cómo puedo traducir mi web?.

Internet es un medio global mediante el cual nuestras páginas web pueden recibir visitas de usuarios que se encuentren en los más distantes puntos del planeta. Para comunicarnos con los visitantes de nuestros contenidos en todo el mundo se hace necesaria la utilización del idioma por medio del cual deseamos llegar hasta ellos.

Muchas páginas web se centran en escribir en su idioma nativo e inglés como medio de lenguaje universal. Otros ofrecen diversas opciones de comunicación utilizando sistemas de traducción automáticos... pero, ¿es necesario en todos los casos traducir nuestros contenidos?, ¿es necesario poner un traductor automático?, ¿debo buscar una solución más profesional?, ¿qué opciones tengo?... Estudiemos paso a paso si es necesario realizar la traducción de nuestros contenidos según los datos objetivos de nuestras visitas y sus idiomas, así como los diferentes medios básicos de los cuales disponemos para realizar las traducciones.

Conoce a tu usuario

Un paso imprescindible a la hora de realizar una buena estrategia de comunicación, cualesquiera sean los medios que para ello se utilicen, es conocer a nuestros usuarios.

No podrás transmitir un determinado mensaje o una determinada información si el que necesita leerla no la entiende o no le interesa. Pero aún será más difícil llegar hasta él si no sabes hablarle en un idioma que pueda entender.

A la hora de escribir entradas en un Blog personal o en una página web de carácter profesional, la utilización de herramientas que te ayuden a conocer a tu usuario son fundamentales para establecer una correcta comunicación con ellos.

Dentro de éstas, utilizando Google Analytics, vamos a centrarnos en analizar concretamente el idioma de los usuarios que visitan nuestra web.

Analiza el país de procedencia y el idioma que utilizan los usuarios en el país desde el que se conectan a tu página web:

Es necesario conocer no sólo el país de procedencia de los usuarios que visitan tu web sino además el idioma que en su navegador realmente están utilizando. Por ejemplo, en las pantallas inferiores de ejemplo utilizadas en la guía observaremos que hay visitas desde Estados Unidos, sin embargo el idioma que están utilizando los usuarios desde dicho país es Español. Así pues, necesitaremos dos puntos de observación: A) el país de procedencia y cómo utilizan en el buscador tu web, así como B) el idioma utilizado por los usuarios dentro del país del que recibes la visita.

A) Detecta el país de procedencia de todas tus visitas:
Veremos a continuación desde el punto de vista de la optimización en buscadores de Analytics, un pequeño resumen geográfico por país. Analizaremos el comportamiento de los usuarios por país por medio de las veces que tu página web ha aparecido en Google dentro de las búsquedas en su país y las veces que han hecho "clic" en tu web cuando les ha aparecido en los resultados de dichas búsquedas.

1) Accede a Google Analytics pulsando aquí. Si ya estás autenticado con tu usuario Google entrarás directamente en la página inicial donde seleccionarás el sitio web con el que deseas trabajar. 




En primer lugar, es necesario que establezcas un rango de fechas para el informe que se va a presentar. Selecciona el rango de fechas en la parte superior derecha de la pantalla, hay un desplegable para seleccionarlas como el que te muestro en la pantalla inferior.




Por defecto, Google te pondrá el últimos mes, tú podrás ajustar un año entero, unos cuantos meses, un día... lo que prefieras para visualizar la valiosa información que a continuación te expongo.

2) En el menú de la izquierda haz "clic" en la opción Adquisición, y dentro de ésta, haz "clic" en "Optimización en buscadores":


3) En el menú de la izquierda haz "clic" en la opción Adquisición, y dentro de ésta, haz "clic" en "Optimización en buscadores" para después seleccionar la opción "Resumen geográfico". 



Esta información es fundamental para conocer si realmente aplica la necesidad de hacer multi-idioma tu sitio web y en qué manera podrías mejorarlo para adquirir mayor presencia en varios países. 
  • La primera columna de la tabla te especifica el país donde más visitas esté recibiendo tu sitio web.
  • A continuación, en la segunda columna, de nuevo el número de "impresiones" o veces en que ha aparecido tu web en los resultados de las búsqueda de Google para ese país.
  • La tercera columna, "clics", te especifica el número de "clics" que realmente se han realizado por país.
  • Por último, en la cuarta columna se calcula el porcentaje de "clics" frente a impresiones. Es decir, qué porcentaje de veces realmente han hecho clic frente en tu web frente a las veces que ha aparecido en los resultados de búsqueda por país.

B) Detecta el idioma de todas tus visitas:

Ahora que conocemos un poco mejor el comportamiento de los usuarios en las búsquedas que realizan en Google desde cada país y cómo interactúan con nuestro sitio web, se hace necesario conocer el idioma en el que realmente están trabajando.

1) Accede a Google Analytics pulsando aquí. Si ya estás autenticado con tu usuario Google entrarás directamente en la página inicial donde seleccionarás el sitio web con el que deseas trabajar. 



En primer lugar, es necesario que establezcas un rango de fechas para el informe que se va a presentar. Selecciona el rango de fechas en la parte superior derecha de la pantalla, hay un desplegable para seleccionarlas como el que te muestro en la pantalla inferior.





Por defecto, Google te pondrá el últimos mes, tú podrás ajustar un año entero, unos cuantos meses, un día... lo que prefieras para visualizar la valiosa información que a continuación te expongo.


2) Haz "clic" en "Audiencia" y a continuación en "Información geográfica". Ahora selecciona "Idioma".

  • Observa en la tabla que se encuentra justo debajo de la gráfica la primera columna llamada "Idioma".
Es justo aquí donde vas a entender si realmente merece la pena realizar una traducción de tu web, a qué idioma preferentemente así como plantearte a qué otros potenciales idiomas podrías llegar a expandirte. 

Analiza los resultados para establecer tus conclusiones: ¿debo traducir mi web a otro idioma?, ¿a qué idioma debería traducir mi web?, ¿qué idiomas son potencialmente interesantes para incluir en mis contenidos?, ¿de qué país obtengo más visitas?...

Una vez has podido cruzar la información geográfica desde el punto de vista de las búsquedas en Google cruzada con los idiomas que están utilizando los usuarios de los países desde donde se conectan, te será más sencillo tomar decisiones.
Analizando el ejemplo:

  • La mayor parte de las visitas proceden de España y América latina.
  • Cuando se producen visitas de países de lengua inglesa, (por ejemplo Estados Unidos) la mayor parte de los usuarios siempre utilizan Español. 
  • Se emplea fundamentalmente Español de España, Español de México, Español de Argentina y catalán, pero hay una fuerte posición de inglés americano que conviene tener en cuenta.
Así pues, se podría plantear la posibilidad de utilizar el idioma Español  así como poner traducciones a inglés.

Conclusiones: 
Cada propietario de la página web o Blog puede estudiar profundamente por medio de esta información, las necesidades de traducción que puede utilizar para su página web.
No hay ningún caso igual y siempre se puede experimentar, analizando con el paso del tiempo los datos, la expansión hacia otro nuevo posible idioma si comprobamos que estamos alcanzando nuestras expectativas.

¿Qué alternativas tengo para traducir mi página web?

 Dispones desde opciones automáticas y menos profesionales hasta traducciones nativas completamente profesionales.
Las necesidades idiomáticas de una web se pueden plasmar no sólo en el idioma sino también en cómo se construye la misma.
  •  Para un Blog informal podríamos aplicar una traducción automática básica:


La traducción de contenidos de nuestro Blog utilizando la tecnología de Google Translator puede hacerse de una manera sencilla, rápida y eficaz.

Te propongo la inserción de un sencillo código que a partir de las imágenes de banderas de distintos países, permita a tus usuarios seleccionar el idioma con el que desean interactuar con tu Blog. Cuando tus visitantes seleccionen la bandera deseada lanzarán una llamada a Google Translator para que se traduzca la página que estén visualizando en ese momento.

Abajo te dejo un ejemplo interactivo de lo que se hace en la guía, pulsa en la bandera que quieras.
Google-Translate-Chinese Google-Translate-Spanish to French Google-Translate-Spanish to German Google-Translate-Spanish to Japanese Google-Translate-Spanish to English Google-Translate-Spanish to Russian Google-Translate-Spanish to Portuguese Google-Translate-Spanish to Italian

También dispones del Complemento Traductor de sitios web de Google: consiste en la introducción de un widget que puede incluirse en cualquier página web para realizar una traducción automática como la mostrada en el anterior ejemplo de las banderas..
  • Para una traducción más profesional, destinada a un entorno profesional:
Puedes optar por construir tu web en base a una buena distribución de dominios y subdiminios que proporcione a un buen diseño del mapa del sitio entorno al idioma. Es decir, tu página web podría tener un dominio preferido determinado por el idioma principal y subdominios por cada idioma que necesites tratar en tu negocio (.es, .us, .mx...).
En la tarea de traducir grandes cantidades de texto de una manera profesional y previa a su publicación bajo un idioma determinado tienes la herramienta Google Translator Kit:

La traducción de nuestras páginas web, documentos o archivos nunca ha sido una tarea sencilla debido al esfuerzo y coste que suele conllevar.

Por medio de Google Translator Kit veremos que es mucho más rápido de lo que podíamos imaginar. Podemos retocar traducciones incorrectas o volcar cientos de archivos de distintas procedencias: páginas web, documentos de editor de textos, ficheros de propiedades, etc... en unos sencillos pasos y obtener su traducción sin preocuparnos por si llevan códigos de programación dentro (como el HTML por ejemplo). Todo listo para descargar con facilidad y que puedas utilizarlo como quieras.

  • Recuerda que cuentas múltiples posibilidades multi-idioma dentro de las opciones que Google te ofrece dentro del mundo profesional:  
 Segmentación Internacional: Diseñada EXCLUSIVAMENTE para SOLUCIONES MÁS PROFESIONALES, cuando se quiere trabajar con varios idiomas y se desea optimizar la información para motores de búsqueda dentro de los subdominios y los diferentes idiomas de nuestra página web.
Traducción en la nube (Cloud) de Google: Servicios avanzados de Google Cloud Platform donde implantar un buen sistema de traducción automática profesional.

Escrito por Miguel García Sánchez - Colomer

Dispuesto a ayudarte con tu Blog en todo lo posible, Diarios de la nube es mi medio para llegar hasta ti. El conocimiento es universal, es del mundo, es de todos, esta es mi parte y la comparto contigo.

4comentarios:

  1. No conocía la herramienta de Google translator Kit, parece muy útil.
    Yo tengo puesto en el blog el traductor automático de google, aunque la traducción no es muy buena por lo menos si alguien quiere leerlo en otro idioma y su navegador no tiene traductor, puede verlo.
    Gracias por la información

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Celia,
      Google Tranlator Kit utilizado "tal cual" ofrece las mismas traducciones que Google Translate, es decir, automáticas y no 100% exactas. Lo bueno de Google Translator Kit es que puedes ir mejorando las traducciones que realizas de cada página y ue se pueden incluso encargar traducciones profesionales. También es muy bueno para saltarse signos de programación como en un XML o en archivos de marcado específico.

      Me alegro que te guste, cualquier cosa estoy aquí para ayudar.

      Un saludo!

      Eliminar
  2. Me parece un artículo muy acertado. Para un particular instalar el traductor automático puede ser una buena solución, como bien dice más arriba Celia. Pero si quieres subir a un nivel más profesional por que tienes un blog del que vives o haces negocios con él, mi experiencia como traductor es recomendable invertir un poco de dinero en encargar la traducción a un traductor profesional. Al fin y a cabo se trata de nuestra imagen. Todos lo sabemos cuando entramos en un blog o web que ha sido traducido automáticamente al español ¿verdad?. Si es un particular lo asumimos, pero si es para comprar algo... no ofrece una buena sensación.
    Saludos :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que comentas es tal cual. Para Blogs o publicaciones más informales el traductor automático puede valer. Una traducción profesional para una web de negocios o una tienda es en mi opinión lo más acertado.

      Un saludo!

      Eliminar

 

© 2015 Por: Miguel García Sánchez - Colomer en Diarios de la nube Todos los derechos reservados.